MÁS DE 16.000 PERSONAS EN VENEZUELA SE CONVIERTEN A CRISTO EN GRAN EVENTO

Una gran cantidad de venezolanos aceptaron a Cristo en su corazón durante uno de los festivales más grandes del país en medio de un pronóstico climático bastante preocupante.

El Festival de la Familia, realizado desde el 1 y hasta el 3 de Julio, en la isla de Margarita, reunió a varias iglesias venezolanas haciendo que muchos aceptaran a Jesús como su salvador; un factor importante es la predicción climática que se había anunciado para esos días y como ésta pudo haber detenido la realización del evento.

Por esos días la tormenta tropical Bonnie amenazaba con pasar por Venezuela y convertirse en un ciclón, pero la fe de todos fue mucho más grande manifestando y creyendo que el Señor es soberano y puede tomar el control de cualquier tipo de clima, aun de las tormentas como ésa.

Tanta oración dio como resultado una lluvia ligera que cayó sobre los asistentes al evento, el cual nunca se había realizado dentro de la isla, mismo que logró llenar todo el estadio de béisbol de Nueva Esparta, un logro que ni siquiera las selecciones nacionales pueden hacerlo.

Datos recogidos por la Asociación Evangelística Billy Graham, calculan que unas 56.000 mil personas asistieron durante esos días, lo que marca historia en un evento cristiano dentro de esa región y país.

“Somos testigos de que este es el tiempo de Dios para Venezuela. Las iglesias en la Isla de Margarita oraron sin cesar por su comunidad y se esforzaron mucho para invitar a la gente”, dijo David Ruiz, evangelista en español de la Asociación Billy Graham.

El evento concluyó con una poderosa palabra de Dios que tuvo unas 16.000 confesiones de fe de los asistentes, además de que los niños tuvieron una amplia participación en ello.

Unos 22.000 niños estuvieron dentro del “FestiKids”, el cual incluyó actividades con bailes y obras de teatro sobre la Biblia, “Mientras conducíamos de regreso a la iglesia en autobús, algunos niños expresaron dudas sobre el mensaje de la obra. Les explicamos lo que significa decidirse a seguir a Cristo y muchos decidieron orar en el bus para recibir a Jesús en sus corazones”, contó un voluntario.

Por: Camilo Llanos

Universidad Jorge Tadeo Lozano

@camilo1030juan

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *