EMPLEADA DE MCDONALD´S APROVECHA SU TRABAJO PARA ORAR POR SUS CLIENTES

Una trabajadora de Misisipi McDonald’s inspira a sus clientes y su comunidad todos los días al compartir su fe y oración con quienes visitan su restaurante.

La historia de Brenda Wilson aparece después de que una foto de su oración improvisada con un cliente ganó fuerza en las redes sociales. Ahora Brenda, está explicando por qué se toma el tiempo de orar por aquellos, con los que se encuentra.

“Porque todo es posible por medio de Jesucristo. Si no tuviera a Dios, de ninguna manera estas personas se pararían aquí y me dejarían orar durante el autoservicio y retrasar sus tiempos”, dijo Wilson a WLOX-TV. “Hay tiempos que tenemos que pasar, pero Él me permite 15 segundos con cada uno con el que oro. Es como, cuando se van y tienen lágrimas en los ojos, sé que Dios tocó tu corazón”. Brenda también expreso que se siente guiada por Dios para ofrecer estas oraciones, y otros están de acuerdo.

Un cliente llamado Dylan Brooke compartió un mensaje de Facebook el mes pasado detallando una interacción reciente con Wilson e inspiró a miles. “Ella me detuvo mientras iba por mi bebida y me dijo que Dios le dijo que necesitaba orar por mí en ese mismo momento”, escribió Brooke. “Últimamente he estado luchando en silencio con algunas cosas y me ha costado entenderlo todo”.

Brooke menciono que Wilson “se arrodilló” y oró por sus luchas, problemas de los que no sabía nada, pero que de alguna manera aún podía ofrecerle consuelo. El cliente dijo que “se fue llorando”. “Ella tocó todos los puntos. Palabra por palabra, cada frase. Ella lo sabía”, expreso Brooke, «Dios trabaja de maneras misteriosas.»

Wilson mencionó a WLOX-TV que, si bien ahora inspira a otros, su propia experiencia de vida estuvo acompañada de grandes desafíos. Cuando era niña, fue abusada y enfrentó dificultades que la llevaron a preguntarse, desde el principio, si existía un Dios.

Brenda cree que fue elegida para compartir su historia y así inspirar a otros a volverse al Señor. “Me eligió cuando tenía siete años, para contar mi testimonio de cuando tomé una sobredosis cuando tenía tres años y medio”, menciono a WLOX-TV. “Lo último que recuerdo que dijo el doctor, y solo tenía tres años, pero puedo decirte palabra por palabra lo que dijo ese hombre. Él dijo: Dios la va a usar, ella será especial».

Wilson continuó: “Entonces, estoy acostada allí como, oye, no me estoy preparando para ser especial para Dios. Dejó que abusaran de mí. Permitió que sucedieran ciertas cosas en las que no creía que hubiera un Dios porque soy una niña pequeña y me han pasado muchas cosas”.

Al principio Brenda se resistió al llamado de Dios en su vida, pero finalmente lo aceptó. Ahora, ella ora antes de cada turno, pronunciando las palabras de Proverbios 3:5-6, que dice: “Fíate de Jehová de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus veredas.”

Fuente Mundo Cristiano y WLOX

Por: Karen Laverde

Universidad Uniminuto

@kareeen__lorena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *